UN MORDISCO A LA GRAN MANZANA, NUEVA YORK

 

¡Buenas buenas! ¿Cómo está mi gente por estos lares?

Si me siguen en mis redes sociales @sheldrysaez ya saben que estuve en días pasados en Nueva York como invitada de “TRESEMMÉ” al NEW YORK FASHION WEEK.

Para mí fue una experiencia especial porque regresé a lo que fue un lugar importante en mi crecimiento personal. Hace 7 años estuve viviendo en Nueva York como modelo y sin duda alguna, fue una etapa en la que crecí y maduré mucho. Hay un blog post aquí en www.sheldrysaez.com en donde les cuento esa experiencia; los invito a leerlo.

En esta ocasión, retorné como blogger con el fin de cubrir varios shows y por supuesto, para documentar algunos aspectos de la vida que se desarrolla en la meca de la moda de América. 

Llegué un miércoles a las dos de la tarde, y me dirigí directo al “Public Hotel” en donde mis amigos de TRESEMMÉ” me hospedaron. El hotel está increíble, la verdad no sabía para dónde iba, y luego resulta que es el hotel del momento en New York City. Como les indiqué se llama “Public Hotel” porque es de vidrio y se ve todo lo que ocurre adentro; dicen que los vecinos veían intimidades de los huéspedes y pidieron el cierre del hotel; sin embargo, por tratarse de una propiedad privada esto no fue posible. El mismo día que llegué se realizó una fiesta inmensa en el hotel a la cual asistieron grandes celebridades como: Selena Gómez, Ashley Graham, Chiara Ferragni, Tommy Hilfiger y muchas super modelos.

Yo ni enterada porque salí a cenar justo en el momento de la fiesta. Por cierto, recomendadísimo “Rosie’s”, un restaurante mexicano cerca del Public Hotel. ¡Una delicia y muy buen ambiente!

Al regresar al hotel, me encontré con varios regalitos de “TRESEMMÉ” y me cambié para asistir a varios eventos del Fashion Week: el cover party de una revista y el cumpleaños de una celebridad en USA.

La vida nocturna en New York es excelente, por algo la llaman “la ciudad que nunca duerme”. De lo que sí estoy segura es que no cambio la música latina por nada en el mundo. Un dato curioso: en la mayoría de las fiestas del Fashion Week dan de tomar gin tonic con agua y limón. Una bebida baja en calorías y al parecer, la favorita de las modelos.

Mi segundo día en Manhattan, arrancó con una sesión de yoga en la que no pude estar mucho tiempo porque hacía algo de frío y mucho viento. Me encontré con Alba Riquelme, Miss Paraguay 2011 quien fue otra de las invitadas de “TRESEMMÉ”. ¡Luce aún más bella!

Salí al primer show del viaje: “Tanya Taylor Show”. Primero entré al backstage, donde puedes ver a las modelos alistarse para luego ir al show. Todas las modelos eran muy parecidas, sumamente delgadas y con rasgos que rompen con lo convencional, me encantó la naturalidad de las chicas. Hermosa la colección, el estilo de Taylor es bastante conservador; pero con mucho color y estampado. Son prendas que resaltan. Te encuentras con bloggers del mundo entero en los shows, cada uno con su estilo único e inigualable.

Luego del show, me dirigí al “Global Media Event” en donde compartí con bloggers en su mayoría latinas. ¡Fue una noche muy divertida! Primero nos maquillaron y arreglaron el cabello. Luego cenamos delicioso y culminó la velada con una noche de copas en el último piso del “Wythe Hotel”. Me encantó conocer bloggers de todas las edades. Cuando aposté a lanzar un blog hace unos años atrás, sabía que se convertiría en exactamente lo que hoy es: el medio de lectura del momento y los influencers más cotizados en la actualidad. 

Empezó el tercer día en New York con mi parte favorita: turismo. Tomé el metro que es una maravilla y paré en “Rockefeller Center”, busqué mi helado preferido, ese que solía comer hace años atrás y caminé hacia el “Central Park” que es uno de mis sitios favoritos en esta gran ciudad. Me encanta sentarme para ver la gente pasar, así como en las películas: ver personas leyendo, escuchando música, corriendo, haciéndose fotos, paseando a mascotas; con paisajes espectaculares y un clima muy amigable.

Nueva York es una de las ciudades más hermosas del mundo. Te envuelven los rascacielos y el sinfín de actividades que puedes hacer. Es una ciudad muy limpia y con un estilo de vida muy chic. También tiene sus “contras” y es que es una sociedad que considero bastante elitista. Cuando te mueves en New York y conoces gente, te das cuenta que importa mucho el modelo del auto que utilices, o la marca de ropa que usas… algo así como “dime cuánto tienes y te diré quién eres”. La verdad, sentí un gran alivio regresar y confirmar que mi decisión de dejar a un lado mi vida de modelo en New York fue la correcta. Es un mundo donde no encajo, mis aspiraciones no van alineadas a ser un gancho de ropa sin voz. Además de que amo comer, y ves chicas extremadamente delgadas en las pasarelas y ese no es precisamente el mejor ejemplo para el mundo.

Después de unas horas de turisteo, me fui al hotel para cambiarme y poder asistir a una cita en el salón con estilistas de Tresemmé. Quedé lista para asistir al backstage y show de “Helmut Lang”. El show fue bastante extraño para mis ojos, jajaja; definitivamente en este lugar hay que abrir la mente. Todo fue muy acelerado. Me sentía un tanto mareada entre la multitud de desconocidos, música resonante y potentes luces que adornaban la pasarela. Lo que sí, es que se sentía mucha energía. Cada quien estaba en lo suyo, cumpliendo con su trabajo al pie de la letra. Fueron horas de preparación de las modelos, y la pasarela tardó no más de 20 minutos. Es algo así como una sacudida de excentricismo.

En la calle hay periodistas, bloggers y fotógrafos que te piden posar para ellos. ¡Te sientes una celebridad! Eso tiene Nueva York: “cualquier cosa puede pasar”. Si hay algo maravilloso en este rincón del mundo, es que la oportunidad más fascinante puede llegar a donde estés sentado. El mundo aquí, está realmente conectado. ¡A lo grande!

Mi último día en “La Gran Manzana” fue para disfrutar de “Times Square” y “La Quinta Avenida”. Asistí a varias reuniones importantes, vi el show de “Lion King”, cerrando con broche de oro.

Hablemos de Lion King: ha sido uno de los musicales que más ha perdurado en Broadway. Primero, es fácil de creer por la histora tan impresionante del Rey León que le saca lágrimas a cualquiera. Segundo, es fascinante ver la creatividad de este show en donde ves un elenco de humanos representando animales. Tercero, es un show de detalles. Se nota el trabajo que hay detrás de cada aspecto: escenografía, luces, orquesta, vestuarios, actuación, maquillaje… ¡TODO! ¡Recomendado. 

Dije que cerré con broche de oro porque salí a cenar con unos panameños exitosos en Nueva York: Jason y Javier, a quienes agrezco mucho su hospitalidad. Y Dean Kelly, que recién conocí esa noche. Admiro mucho esa valentía al dejar tu zona de confort para darle un mordisco al Universo.

Hay una magia en Nueva York que te invita a conquistar el mundo. Yo acepto esa invitación. No se pierdan este video de mi paso por NY FASHION WEEK.

Gracias a mis amigos de Copa Airlines y Tresemmé por permitirle una aventura más a mis lectores a través de www.sheldrysaez.com

 

Besos, 

Sheldry 

¿Te Gustó? Compártelo!

ULTIMO VIDEO DE MI CANAL DE YOUTUBE

 Suscríbete

INSTAGRAM

SÍGUEME EN

INSTAGRAM @sheldrysaez
TWITTER @sheldrysaez
FACEBOOK Sheldry Saez
SNAPCHAT @sheldrysaez

Las tres joyas de mi corona

Las Saez

Home

"Los sueños son sumamente importantes.
Nada se hace sin que antes se imagine."

George Lucas

"Todo aquello que puedas o sueñes hacer, comiénzalo.
La audacia contiene en sí misma genio, poder y magia."

Goethe

"Un hombre sabio crea más oportunidades
que las que encuentra."

Francis Bacon

"Nada espléndido se ha logrado jamás,
excepto por aquellos que se atrevieron a creer
que algo dentro de ellos era superior a su circunstancia."

Bruce Borton

"Hemos de convertirnos en el cambio
que deseamos ver en el mundo."

Mahatma Gandhi

Sheldy Saez | Todos los derechos reservados ® 2016
Desarollado por MiGuayaba.com